Connect with us

En Chiapas celebran el Día de Muertos diferente…

Nacionales

En Chiapas celebran el Día de Muertos diferente…

En Chiapas celebran el Día de Muertos diferente…

Si has visitado Chiapas, sabrás que San Juan Chamula es uno de los lugares que nos debes perderte, pues sus tradiciones y colorido son sumamente interesantes. Para conocer cómo se celebra el Día de Muertos en este pueblo, el Secretario de Turismo de la entidad, Mario Uvences, nos describe las actividades de este peculiar festejo.

“Chiapas es un Estado mágico donde nuestras fiestas tradicionales tienen un gran arraigo histórico y hereditario. El Día de Muertos se festeja prácticamente en toda la entidad de diferentes maneras: la gente blanquea las tumbas, ponen flores de muertos, se venden muchos antojos y dulces especiales que se preparan para el acontecimiento. Pero se vive de manera muy especial en San Juan Chamula, pueblo ubicado en el altiplano central del Estado”.

“En San Juan Chamula se lleva a cabo una festividad de gran arraigo a las costumbres y la identidad, fiel a las tradiciones de los antepasados. Los habitantes practican y defienden esas tradiciones, siendo la Fiesta de Muertos, o K’anima, una de las más importantes. Esta festividad implica dolor y alegría al mismo tiempo, porque hacen que los muertos regresen esos dos días a visitar sus propias casas como si estuvieran vivos. El día 1º es el Día de Muertos y el día 2 el regreso de las almas”.

Por si eres curioso: conoce las mejores ciudades del mundo para comer.

¿Cómo es el ritual de Día de Muertos?

“La gente de San Juan Chamula no distingue entre las almas de los niños y las de los adultos, ya que para los tzotziles la familia es una sola. Como tal, hay familias enteras ya fallecidas que vienen de visita ese día. Entonces, la unidad familiar se da en ese festejo y se sigue manifestando después de la muerte. En este evento, los oficiales de San Juan Chamula toman parte en el acto, que se desarrolla en el atrio de la iglesia, ponen lazos en la campana para que la gente, conforme va pasando pueda tocarla. Repicar la campana es un llamado para que las almas despierten y visiten las casas de sus parientes, donde pueden disfrutar de la comida que para ellos fue preparada con sacrificios. Hay personas que inclusive contraen una deuda con tal de que lo que le gustaba al difunto esté presente en la mesa”.

“Después de tocar la campana se pide perdón al Señor y a los difuntos y se van al cementerio con flores, frutas y velas especiales para la ocasión. En el panteón se llora por el recuerdo de los seres queridos que ahora yacen bajo las entrañas de la tierra. Ahí se está un muy buen rato y luego la gente regresa a sus casas. A la hora de la comida los familiares tocan música de arpa y guitarra para alegrar los corazones de los muertos”.

 

¿Puedo participar en esta celebración?

“Si están de visita, es obligada la visita a la iglesia de San Juan Chamula que está llena de flores y de misticismo. Al mismo tiempo hay un dejo de tristeza y de la paz que transmite esa ceremonia. Es un festejo único en México pues estamos hablando de la propia cosmovisión de los descendientes directos de los mayas: los tzotziles, que no han sido penetrados culturalmente y siguen conservando sus tradiciones. Es algo que impacta mucho al visitante, el alma se cimbra. La emoción es fuerte al contemplar una visión de la muerte tan distinta a la nuestra”.

“Se puede disfrutar de estas ceremonias y al mismo tiempo ser muy respetuoso. Ellos advierten en la entrada a su templo que no se pueden tomar fotografías. Están organizados en fraternidades que cumplen con ciertas obligaciones, asumen cargos que por lo regular duran un año y que incluyen el cuidado de las imágenes de los santos, el cuidado de las máscaras, los trajes de las fiestas, la organización y el pago de las fiestas. Es un gran honor para ellos tener un cargo de estos. El jefe de estos es el Mayordomo y es muy respetado. Los visitantes siempre son muy respetuosos de todo esto”.

Tienes que visitarlo

“Si uno quiere tener una experiencia nueva, visitar o vivir en un pueblo indígena tiene un gran valor. Ellos están respetando sus tradiciones, sus usos y costumbres, tienen sus propias vestimentas, su propio mercado. Es penetrar a un mundo que es muy distinto al nuestro.

Por eso San Juan Chamula es un imperdible de Chiapas. El ícono indiscutible de esta manifestación cultural ancestral es, sin lugar a dudas, está en el templo de San Juan Chamula”.

Más de Nacionales

 

Equipo editorial

Facebook

Populares

Etiquetas

Subir