Connect with us

Los mejores lugares para visitar en Jalisco

Los mejores lugares para visitar en Jalisco

Nacionales

Los mejores lugares para visitar en Jalisco

Jalisco es la cuarta entidad federativa más poblada de México y uno de los estados más desarrollados en cuanto a actividades económicas, comerciales y culturales. En ciertas partes de la capital, el nivel de vida es comparable a países como España e Italia. Jalisco es la cuna del mariachi y del tequila, pero no solo tiene esas atracciones, aquí te dejamos otras.

Comenzamos con las 10 mejores lugares en Jalisco:

Tlaquepaque

Dentro de las atracciones de Jalisco se encuentra Tlaquepaque, es uno de esos lugares que los amantes de las compras sueñan. El área principal cuenta con un extenso corredor peatonal, en donde se establecen más de trescientas pintorescas tiendas y galerías de arte de reconocido prestigio a nivel mundial, por la calidad en sus productos artesanales, hechos por las manos alfareras del Municipio. Tlaquepaque además es un lugar con tradiciones muy arraigadas, y durante el año celebra distintas fiestas, en donde sus habitantes son excelentes anfitriones.

San Juan de los Lagos

San Juan de los Lagos es un municipio y localidad del mismo, a esta ciudad afluyen anualmente miles de peregrinos, debido a la Catedral y Basílica de Nuestra Señora de San Juan de los Lagos, que alberga a la imagen de Nuestra Señora de San Juan de los Lagos. La ciudad adquirió gran importancia económica por la demanda de servicios y la actividad comercial generada por los miles de peregrinos. Los fieles acuden en busca de consuelo y ayuda espiritual.

Chapala

Lago de Chapala, lago situado al oeste de México; se encuentra sobre una meseta a 1.500 m de altitud, próxima a la ciudad de Guadalajara. Forma parte de la frontera entre los estados de Jalisco, que engloba tres cuartas partes de la superficie del lago, y Michoacán de Ocampo. A orillas de este inmenso cuerpo de agua se encuentra un alegre mosaico de poblaciones, ávidas de consentir hasta al viajero más exigente. Es ideal tanto para el que gusta de la aventura y contacto con la naturaleza, como para el que busca un encuentro con la cultura, la historia y el arte, o simplemente descansar revitalizándose en cuerpo y alma.

Tequila

Origen del nombre: El nombre original de Tequila fue Tequillan o Tecuila, el cual se ha interpretado como “lugar en que se corta” o “lugar de tributos”. El municipio de Tequila se localiza en la región centro-norte del estado de Jalisco, ocupando una extensión territorial de 1 364 km2. Las prácticas artesanales de Tequila incluyen la elaboración de objetos alusivos a la producción del tequila, tales como barrilitos o castañas hechas de madera de un roble conocido como palo colorado, ánforas forradas con piel de cerdo, artículos de barro (jarros, cazuelas, comales, cántaros) y en los talleres se trabajan artículos de piel, tales como huaraches y cinturones.

Tonalá Jalisco Tonalá

Antiguo poblado prehispánico ubicado a 14 kilómetros del centro de Guadalajara. Tonalá es un pueblo pequeño que conserva un ambiente tranquilo impulsado por su vocación artesanal. Hombres y mujeres viven con sus tareas de dibujar con pincel, combinar colores, modelar y esmaltar. Su trabajo es un ritual creativo, que se refleja en sus hermosas obras que adornan lugares de todo el mundo. Las tiendas abundan en sus calles céntricas.

puerto vallarta

Puerto Vallarta

Establecido en los límites de dos Estados, Jalisco y Nayarit, Puerto Vallarta combina su gran belleza natural, con una gama enorme de productos turísticos. Es gracias a su particular mezcla de paisajes, que van de la jungla tropical, a las playas y los acantilados.

El recorrido por el centro y el malecón son la primera parada obligada. Conservando ese sabor tradicional de centro de pueblo, se fusionan propuestas de lo más interesantes en cuestión gastronómica. Y es que si algo se puede hacer en Puerto Vallarta es comer bien.

Zapopan tripomatic.com

Guadalajara

Además de ser hermosa y estar llena de historia, esta ciudad es el lugar ideal para divertirse, pues cuenta con una gran variedad de centros de entretenimiento como ferias, enormes parques, cines, teatros, restaurantes, centros de espectáculos y mucho más. Dentro de las visitas obligadas se encuentra el Teatro Degollado, el Museo Regional, el Museo de la Ciudad, el Palacio de Gobierno, y las plazas donde encontraremos el símbolo que se ha convertido en el emblema de Guadalajara, las torres de la Catedral.

Catedral (Guadalajara)

No todas las catedrales llaman tanto la atención como la de Guadalajara. El par de torres de 65 metros de altura que se levantan de la estructura de la Catedral la identifican como símbolo de la ciudad. Fue construida en 1561 a petición del Rey de España Felipe II. Las torres originales se cayeron a causa de un temblor en 1818. La cúpula fue reconstruida después del sismo de 1875. Resulta indispensable admirar la combinación de influencias góticas, barrocas moriscas y neoclásicas de este edificio. Cuenta con el segundo órgano más grande del país. Durante la guerra de independencia sirvió como refugio de las tropas insurgentes.

Teatro degollado JaliscoTeatro Degollado (Guadalajara)

Escenario que opera desde 1856. Se inauguró con la actuación de Angela Peralta. La influencia del teatro italiano se colocó en su estilo neoclásico recargado. La bóveda tiene frescos que aluden el cuarto canto de la Divina Comedia. En un principio se llamó Teatro Alarcón. Su pórtico lo conforman 16 columnas arquitrabadas de orden corintio. La imagen de Apolo y las Nueve Musas lo complementan. Se utiliza como escenario de conciertos, ópera, ballet clásico, recitales, obras teatrales y presentaciones de artistas nacionales e internacionales. Este lugar por excelencia, es uno de los principales lugares turísticos en Guadalajara.

Instituto Cultural Cabañas (Guadalajara)

Referencia arquitectónica y cultural obligada para quienes visitan Guadalajara. Su atractivo principal es El hombre de fuego, mural creado por el pintor José Clemente Orozco. En cuanto al edificio, el arquitecto Manuel Tolsá lo diseñó a finales del siglo XVIII. Su construcción concluyó en 1845. El estilo neoclásico de la obra se observa en el frontón triangular del pórtico. Cuenta con 23 patios y 106 habitaciones. Desde su fundación hasta 1980, fue la Casa de la Misericordia, donde se admitían huérfanos desamparados. Lleva el nombre de su principal impulsor, el obispo Juan Ruíz de Cabañas y Crespo. Cuenta con galerías, teatro, cine y salas de usos múltiples. La oferta turística de Jalisco es muy amplia, si te aburres es porque quieres.

 

 

Más de Nacionales

Subir