Conectate con nosotros

Gastronomía de España para conocedores

Gastronomía española

España

Gastronomía de España para conocedores

Gastronomía de España para conocedores

La gastronomía de España rompe todos los esquemas y sorprende con sabores atrevidos y fuertes, abundantes y a veces, escandalosos.

Cuando te preguntas qué comer en España las respuestas de los conocedores pueden parecer apabullantes gracias a su extensa variedad y es que además de su historia, cambia según la región.

Y también, la gastronomía de España puede dividirse en dos, la tradicional y la moderna, que se permite fusionar nuevas ideas, combinaciones y creaciones a las que también se les da oportunidad de engalanar la mesa.

Comida del mar

Un poco de historia de la gastronomía española

Antes de tener presente lo que hay que comer en España para decir que estuviste ahí, hagamos un breve recorrido por la historia de la gastronomía española.

La gastronomía de España tiene influencias de diversas culturas, tanto de las que la conquistaron como de las que fueron conquistadas.

Es hasta inicios del siglo XX que en las críticas culinarias y los libros de cocina, la gastronomía de España se hace notar y toma identidad propia.

Este grupo de escritores tomó tal fuerza que recibió el nombre de Generación gastronómica del 27. y desde entonces, la gastronomía de España es un tema que literalmente, se cuece aparte. 

ingredientes

Los ingredientes clásicos de la gastronomía de España

Los quesos

La actividad ganadera española continua fortaleciéndose y perfeccionándose, por lo que los quesos son un ingrediente fundamental tanto en la comida típica de España como en los platillos fusión.

El vino

La gastronomía de España no estaría completa sin sus excelentes vinos tintos de fama internacional y sus vinos espumosos (cava) no menos famosos.

Destaca también la sidra, que aunque posee una baja concentración de alcohol es típica de Asturias y se elabora con jugo fermentado de manzana.

Y no hay que dejar de probar la sangría, preparada con vino tinto, fruta en trozos, miel y algún licor, dependiendo de la región. Se toma fría.

El jamón

Recuerdo ver el jamón serrano en Barcelona servido en  conos de papel en diferentes etiquetas y estilos pero listo para llevar comiendo como una botana mientras recorría la ciudad.

El jamón serrano o simplemente jamón, no solo acompaña a las tapas en España, tiene denominación de origen y puede llevarse solo a la boca.

Se obtiene de un proceso de salado y secado al aire de las patas traseras del cerdo blanco, aunque hay variedades obtenidas de las patas delanteras.

La variedad se distingue por el tiempo de curación, siento el Jamón bodega el más joven (9 a 12 meses), le sigue el de reserva (9 a 12 meses) y el de gran reserva, de más de 15 meses.

jamón serrano

La comida típica de España según la región a la que viajes

Los platillos típicos de España pueden encontrarse en casi todo el país, pero hay regiones en las que se prueban sabores únicos e imperdibles.

Algunos clásicos en Madrid

Comencemos yéndonos de tapas

Las tapas son el mejor comienzo de un banquete y a la vez pueden ser la mejor botana para acompañar tu bebida o lo que no quieras dejar de comer durante todo el día.

Se trata de pequeñas porciones de bocadillos que tienen como base un pan y como adorno un sinfín de ingredientes que le van bien a cualquier hora del día.

Cabe aclarar que las tapas no son para nada exclusivas de Madrid pero ahí resultan muy populares. En el norte de España se conocen mejor como pinchos o pintxos.

tapas españolas

A la madrileña

Hay platillos insignia que se reconocen por el apellido “a la madrileña” como lo son el cocido madrileño con garbanzos, los callos a la madrileña, los caracoles a la madrileña o el besugo a la madrileña.

Y otros muy populares com la sopa de ajo, las judías, las gambas al ajillo, las patatas bravas, la carne de jabalí y de faisán,  la merluza y el mero.

La región de Castilla y León

En la región de Castilla y León los platillos típicos de España corresponden a la cocina castellana tradicional.

Predominan el lechón y el cordero asados en horno. Hay que probar el chorizo, la morcilla y el clásico jamón de Guijuelo.

Es frecuente ver en los menús platillos de río como truchas que se comen en escabeche o fritas, o un plato de ancas de rana o de cangrejos cocidos. El ajo es un sazonador muy socorrido y los los vinos de Toro maridarán excelente con casi todo.

Andalucía

La cocina de Andalucía tiene una marcada influencia de la cocina francesa. De ahí es el tradicional gazpacho, una sopa fría refrescante elaborada con 5 hortalizas.

También es muy andaluz cocinar casi todo con aceite de oliva y usar aceitunas como ingrediente principal en muchos platillos.

No dejes de probar el rabo de toro y los callos a la andaluza, así como la olla de trigo almeriense, el pescaíto frito y las parpandúas (tortillitas de bacalao).

Queso manchego

Castilla -La Mancha 

Castilla -La Mancha es la región del queso manchego, de los cereales y el pan y del sabor condimentado con ajo, como sucede con el ajo arriero, el ajopuerco (elaborado con hígado de cerdo) o el ajo pringue.

Hay que probar el pisto manchego (verduras fritas), las migas ruleras con carne y la caldereta galiana, el bacalao en salazón, las berenjenas de Almagro y el tojunto.

También son muy solicitadas las perdices escabechadas y las carcamusas toledanas. Hay que acompañar los platillos con alguno de los vinos tintos de denominación de Origen La Mancha.

Barcelona

La cocina de Cataluña (Barcelona)

La cocina de la región de Cataluña es rica, antigua y extensa, distinguida entre el mar,  la región de montaña y de interior.

No puedes dejar de probar el pan con tomate, la truita de mongetes (‘tortilla de alubias’), la coca de recapte, la sopa de farigola y los caracoles a la llauna.

Prueba las salsas como el romesco tarraconense, la bullabesa, la samfaina (sofrito de verduras) y la picada.

Y disfruta de los embutidos de cerdo como la butifarra y el fuet y el salchichón de Vic. Si te gusta la comida del mar prueba un guiso de pescado típico de los pescadores llamado suquet, el bacalao y los arroces de pescado.

También te encantarán los calçots (cebollas asadas a la parrilla) y combina tus platillos con vinos de la región, como el vino del Priorato, el Penedés, Costers del Segre y el Alella.

Paella

Valencia y su deliciosa paella

Entre los platillos más deliciosos de la gastronomía de España está la rica paella, que se cocina en abundancia para disfrutarse y compartirse.

En la cocina valenciana se preparan pescados y mariscos frescos y animales de granja y como salsa se acostumbra el alioli.

Para algo rápido, disfruta de las llamadas cocas, que son similares a la pizza napolitana, así como los frescos gazpachos alicantinos.

Como postre disfruta los turrones procedentes de Alicante (de pasta dura y almendra a la vista) y Jijona (de pasta blanda).

postres

Y ya para terminar… los postres

Los postres son también parte importante de la gastronomía de España y vaya que hay que probarlos todos, pero son muchísimos.

No hay que dejar de probar las roscas y rosquillas, los pasteles de hojaldre, los turrones, polvorones, turrones y alfajores, pero en especial, los mazapanes de Toledo.

Los churros acompañan al chocolate caliente para convertirlo en un postre doble y continuar con un buñuelo, una magdalena o una natilla.

y los sobaos son un desayuno muy típico de las familias españolas. Las natillas y la cuajada son postres muy extendidos también.

Las almendras y la vainilla podrían estar presentes en muchos de los postres (como en un arroz con leche), pero eso sí, se dejarán al final.

Ibiza

Algunas básicas normas de etiqueta en la mesa española

El protocolo en la mesa en España es prácticamente el mismo que en México, pero no está de más tener algunas normas básicas en cuenta.

Para empezar, elige una postura cómoda pero erguida en la mesa y jamás apoyes los codos. Además, deja las piernas en paralelo (no las cruces).

El celular no es parte de la mesa, déjalo fuera y no lo uses mientras comes. Si tienes una llamada urgente discúlpate y levántate para tomarla fuera del restaurante.

La servilleta va en el regazo y se usa para limpiarse la boca antes de beber el vino para evitar dejar impurezas en la copa. Se usa de forma delicada

Los cubiertos van en paralelo cuando terminaste de comer para indicar que el mesero puede retirar el plato. Evita recoger moronas y ponerlas en el plato o colocar encima las servilletas de papel sucias.

Ojo, usa el cuchillo solamente en los alimentos que es necesario, como la carne, olvídate de usarlo en las ensaladas o en aquello que puedas cortar con el tenedor.

Las copas tienen un orden y un para qué. La de agua permanece en la mesa durante toda la comida y es la de la extrema izquierda. La del vino va cambiando según cambia el vino.

Cuando piden al centro y te ofreces a servir a tus acompañantes, más te vale practicar en tu casa para evitar tirar comida en la mesa. Usa una cuchara debajo de un tenedor y con una sola mano toma la comida hasta servirla.

Mantente en la mesa. Cuando disfrutas de los platillos típicos de España en un restaurante, la sobremesa es más común de lo que te imaginas.

Evita entretenerte con el celular o pararte y sobre todo salirte a fumar mientras los otros comensales continuan sentados.

Tampoco hables de política y religión en la mesa y no acaparares la conversación. Y hay una palabra que en España no se usa ni se escucha bien, que es “Provecho” antes de comer o al terminar.

Más de España

Subir