Conectate con nosotros

Cascadas en Costa Rica que saturarán tu Instagram

Aventura

Cascadas en Costa Rica que saturarán tu Instagram

Cascadas en Costa Rica que saturarán tu Instagram

Las cascadas en Costa Rica esperan a todos los viajeros en busca de diversión, a aquellos que enaltecen los paisajes naturales en su máximo esplendor y disfrutan pasar tiempo en familia.

Costa Rica es un país centroamericano que limita con Nicaragua y Panamá, bañado por el Mar Caribe al este y por el Océano Pacífico al oeste.

Su clima es contrastante, siendo de mayo a noviembre la temporada de lluvias y la época seca es de diciembre a abril, pero las múltiples cascadas de Costa Rica son hermosas durante todo el año.

Las más impresionantes cascadas en Costa Rica

Sin más preámbulo, vayamos pues a conocer las más importantes cataratas en Costa Rica, para que en tu próximo viaje a este país incluyas algunas en tu itinerario o visites las más emblemáticas.

Cataratas de Costa Rica en Alajuela

La Paz

Cataratas de la Paz

Cercanas al famoso volcán de Poas, en la parte central del país, se encuentra un conjunto de 4 cascadas de Costa Rica a las que vale la pena dedicarles por lo menos medio día de tu itinerario.

Las más fáciles de ver son la Catarata Magia Blanca, El Templo y la Catarata Encantada.

Prepárate para fotografiar sus 37 metros de altura que caen desde el río La Paz y se embellecen entre 27 hectáreas de bosque transitable por senderos de poca dificultad.

Es un sitio ideal para visitar en familia gracias a su accesibilidad y se localizan a hora y media de San José. en la comunidad de Vara Blanca.

No dejes de visitar el serpentario, el mariposario y de observar la cantidad de aves que viven en libertad en su entorno, con suerte podrás ver a los traviesos monos y a uno que otro jaguar.

Cascadas del toro

Cataratas del Toro

Estas bellas cascadas de Costa Rica se encuentran en las remotas montañas al norte del Valle Central, en el cantón de Valverde Vega, dentro de una reserva privada y sus aguas provienen del Volcán Poás.

Es una de las cataratas de Costa Rica más altas y populares, su caída mide un aproximado de 90 metros de altura y cae sobre un antiguo cráter volcánico, lo que le da un aspecto especial a la vegetación.

Para llegar a la parte más cercana, es necesario primero pasar unos 400 escalones un poco resbaladizos por lo que se aconseja el calzado antiderrapante.

Además de tener paciencia, ya que la caminata te llevará más o menos una media hora, pero habrá valido la pena. Si solo tienes curiosidad de conocerla, puedes observarla desde el mirador.

Gracias a que está rodeada de bosque nuboso, es posible encontrarse con vida silvestre en libertad.

Tiene fácil acceso desde El Silencio Lodge and Spa. Solo ten en cuenta que el domingo está cerrado.

Cascada Los Chorros

Foto Alberto Ramírez

Catarata Los Chorros, en Grecia

Si de cataratas accesibles se trata, Los Chorros, al norte de la comunidad de Grecia, son las de más fácil llegada.

Además, los aventureros pueden practicar cañonismo de baja dificultad aunque no dejan de resultar imponentes sus 45 metros de altura.

Para llegar hasta el pie de la cascada es necesario cruzar partes bajas del río, por lo que el calzado acuático resulta indispensable.

No te pierdas la oportunidad de dar un chapuzón en sus aguas cristalinas.

Cascadas La Fortuna

Catarata La Fortuna

Entre las cataratas de CostaRica, La Fortuna es de las más populares, especialmente por sus 70 metros de altura que permiten admirar cómo cae el agua entre rocas gigantes llenas de vegetación.

Se encuentran a 4 km del volcán El Arenal y del cerro Chato, el sendero de caminata está algo empinado, y prepárate para bajar más de 500 escalones, y luego subirlos.

Después de un largo trayecto por el río del mismo nombre, cae a 75 metros de altura en medio de la selva, uno de los espectáculos naturales más bellos de Costa Rica.

Ten en cuenta que aunque está permitido meterse a nadar en su poza no es lo más recomendable hacerlo detrás o de la cascada ya que resulta peligroso.

Cascadas de Costa Rica en Guanacaste

Llanos de Cortés

Foto: TripAdvisor

Llanos de Cortés

Aunque es una de las cataratas de Costa Rica más pequeñas (20 metros de altura), su tamaño no minimiza su belleza.

Es perfecta para meterse a nadar en su poza (si sabes nadar) con profundidad de unos dos metros, y los niños pueden quedarse en las orillas, ya que da la sensación de estar en una pequeña playa.

Localizadas en la ciudad de Bagaces están a solo media hora del aeropuerto de Liberia y también son sumamente accesibles caminando. Sin embargo, se encuentran a 3 horas de San José.

Además, es una de las pocas cascadas en Costa Rica de acceso gratuito (si no es que la única).

Viento Fresco

Foto: Discover the world

Cascadas Viento Fresco, ¡a taparse!

Sentir el viento en la cara es uno de los placeres más grandes que regala la naturaleza y especialmente cuando trae consigo la brisa de una cascada.

Son 4 las cataratas que integran Viento Fresco, en el camino a Monteverde, a unos 11 km de la comunidad de Tilarán.

Es un sitio frío, con la cascada más alta de 75 metros de altura, con pozas poco profundas para nadar si eres valiente.

Por cierto que tú pones el límite, ya que mientras más subas más sorpresas te encuentras, pero puedes quedarte a admirar la primera catarata y esperar a que tus acompañantes te muestren las fotos del resto, porque el camino es pesado, intrincado, pero imperdible.

Hay paseos a caballo, valdrá la pena si no quieres caminar y terminar con las rodillas hechas polvo.

Cataratas en Puntarenas

Cascadas de Nauyaca

Cascadas de Nauyaca

Entre las cataratas en Costa Rica más visitaras están las de Nauyaca, conocidas también como las cascadas Don Lulo y localizadas a 12  km de la comunidad de Dominical, en un hermoso cañón aislado.

Su caída tiene dos niveles, uno de 20 metros y otro de 45, desembocando en una amplia piscina natural de unos 100 metros cuadrados, pero una profundidad de hasta 6 metros en algunas zonas, por lo que es imperativo tomar precauciones si no sabes nadar muy bien.

Será ideal que tomes un caballo o el servicio de una 4×4 para llegar y te quedes a nadar un rato en su estanque aunque también puedes llegar a pie si no te importa caminar 12 km desde la entrada.

Montezuma

Foto: Go Visit Costa Rica

Las cascadas de Montezuma

Otras cascadas en Costa Rica de niveles son las de Montezuma, que tienen cada uno de sus tres niveles más grande que el anterior, lo que les da una impresionante perspectiva.

El primero, de abajo hacia arriba mide 5 metros de altura y cae a una cristalina poza natural perfecta para meterse a nadar.

La segunda cascada tiene una caída de 12 metros y la tercera, 25 metros de altura, sumando 40 metros en total.

Se localizan cerca de la ciudad del mismo nombre y puedes llegar caminando bordeando el río por unos 20 minutos, una travesía de dificultad moderada. La entrada es libre desde este camino.

Por cierto ten en cuenta que en la región el clima es extremadamente caluroso.

Las cascadas más altas de Costa Rica

Diamante

Foto: anywhere.com

Las más altas: Cataratas Diamante

Las cataratas Diamante son las más altas de Costa Rica con 200 metros de altura, lo que resulta espectacular para los viajeros que están dispuestos a hacer una no tan sencilla travesía para encontrarlas.

Se localizan en la localidad de Las Tumbas en el Municipio de Barú, a unos 30 minutos de la comunidad de Dominical y se pueden ver desde lejos, aunque con la ayuda de un guía podrás acercarte para apreciarlas mejor.

Sin embargo, la caminata para llegar hasta el cañón de Diamante es apta solo para senderistas con experiencia, el camino resulta intrincado y es necesario internarse en la jungla de Pérez Zeledón.

Pero si lo logras, después de subir una enorme montaña, te encantará acampar en una cueva, detrás de la cascada, para apreciar uno de los atardeceres más bellos de tu vida y refrescarte en pozas que pocos disfrutan.

Además, desde la cima podrás observar el Oocéano Pacífico, donde los atardeceres son la especialidad del lugar.

No requieres llevar cargando tienda de campaña ni sleepings, ahí estarán los colchones dispuestos si contratas el recorrido.

En tu camino verás fauna impresionante como osos perezosos, monos y tucanes, y si tienes la suerte de encontrarte con un guía profesional, podrá irte platicando las propiedades curativas de la vegetación que encontrarán a su paso.

A la mitad de tu recorrido te encontrarás con un huerto orgánico, como caído del cielo para disfrutar de un merecido descanso mientras pruebas frutos de la región.

No está de mas decirte que el bloqueador de insectos será tu mejor aliado en este recorrido de cataratas en Costa Rica.

Gran cascada termal

Foto:cataratasyleyendas.com

La más alta de agua caliente: La Gran Termal

La Gran Termal es la cascada de Costa Rica de agua caliente más alta (150 metros de altura), y se encuentra en la profundidad del río Sucio, que parte de una fuente de agua de muy alta temperatura.

La temperatura provoca que el agua se vea de diferentes tonalidades, entre amarilla, marrón y azul.

Tómalo en cuenta

La temperatura en Costa Rica cambia de acuerdo al lugar en el que te encuentras, pero en las partes más altas no llega a ser menor a los 10 grados.

Sin embargo, la temperatura máxima puede llegar a los 31 grados, por lo que la vestimenta que empaques para visitar las cataratas de Costa Rica debe ser ligera y el bloqueador, un artículo de primera necesidad.

Por cierto, si visitas las cascadas de Costa Rica entre semana, obtendrás mejores fotografías, sin muchos turistas al rededor. Si es tu primera vez en el destino, vale la pena contratar los servicios de un guía.

Más de Aventura

Equipo editorial

Facebook

Populares

Etiquetas

Subir